Gobierno dispone el cierre de fronteras con Brasil desde este viernes




Los pasos fronterizos estarán cerrados por siete días, con circulación de tres horas diarias. Se pedirá aislamiento y pruebas PCR a los viajeros.

(Ampliada con conferencia de prensa del Ministerio de Salud)

El Gobierno dispuso este jueves el cierre de fronteras con Brasil, a partir del viernes 2 de abril y durante siete días, para contener la propagación del coronavirus y prevenir el ingreso de la nueva cepa de la Covid-19.

«En el marco de las medidas para proteger a la población, instruimos el cierre temporal de fronteras con Brasil, por siete días. Los ministerios Salud, de Gobierno y de Relaciones Exteriores dispondrán el cierre temporal de otros puntos, en base a la situación epidemiológica», confirmó el presidente Luis Arce, a través de su cuenta de Twitter.

El mandatario explicó que en las poblaciones fronterizas donde se haya detectado la circulación de variantes de la Covid-19, se coordinará con las Entidades Territoriales Autónomas posibles encapsulamientso, «estableciéndose controles para su mitigación, por el tiempo que sea requerido».

Al respecto, el ministro de Salud, Jeyson Auza, explicó la mañana de este jueves los alcances del decreto, que incluye el control epidemiológico de los viajeros.

“Este decreto tiene por objeto establecer medidas de vigilancia epidemiológica para los viajeros provenientes del exterior al Estado Plurinacional de Bolivia, orientadas a mitigar los riesgos asociados al ingreso de nuevas variantes de Sars-Cov2, causante de la Covid-19, prioriza la vacunación y dispone el cierre temporal de fronteras con Brasil”, manifestó la autoridad.

Asimismo, indicó en la conferencia de prensa que se establece como protocolo el aislamiento por 10 días de las personas que lleguen del exterior y la presentación de pruebas PCR.

“Se establece aislamiento de al menos 10 días luego de ingresar a territorio boliviano, luego una muestra PCR al séptimo día y antes de concluir dicho aislamiento. Todos los que ingresan al país deben contar con un seguro de salud excepto los bolivianos que los cubre el SUS”, precisó.

Sobre los efectos del cierre de los pasos fronterizos con Brasil, el Ministro afirmó que el Gobierno no puede adoptar medidas que «asfixien la economía», por lo que pese al cierre de fronteras, se habilitará la circulación por tres horas diarias.

«Conociendo la situación epidemiológica, no se pueden tomar medidas que asfixien la economía, por tanto, mientras dure el cierre de fronteras, se dispone que diariamente exista tránsito fronterizo por el lapso de tres horas, que deberá ser coordinado por los gobiernos autónomos municipales fronterizos, garantizando siempre los cuidados de bioseguridad y vigilancia epidemiológica».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *